100 rostros, 100 países: el proyecto de un fotógrafo que nos deja ver la magia de la multiculturalidad

100 rostros, 100 países: el proyecto de un fotógrafo que nos deja ver la magia de la multiculturalidad
Ed es inglés y keniano.

Un fotógrafo turco ha convertido el aeropuerto de Estambul en su set para crear el proyecto 100 rostros, 100 países con el que nos deja ver lo maravillosa que es la multiculturalidad.

Los peinados, los tatuajes, los estilos. Es increíble poder ver lo distintos y similares que somos todos. El fotógrafo turco Mustafa Çankaya, fascinado por la multiculturalidad, comenzó su proyecto 100 rostros, 100 países. Le resultó inspirador el hecho de trabajar en el aeropuerto de Aratürk, donde todos los días ve transitar a miles de personas de todo el globo. Una maravilla para cualquier fotógrafo interesado en la magia del retrato, que exige una vinculación entre quien toma la cámara y quien posa para ella.

Slobodana es de Bosnia-Herzegovina.

Mustafa elige a personas que le parecen únicas. Si se ve su cuenta de Instagram, la constante parece estar en el estilo personal. El fotógrafo pone una gran atención a lo que ellas hacen para distinguirse del resto. Un peinado alocado, una vestimenta llamativa. Lo que sea que haga evidente que se trata de personas que han decidido mostrarse al mundo tal como son. Y, ya que en los retratos hechos por Mustafa aparece gente del todo el mundo, es maravilloso poder ver las distintas formas en las que se interpreta la moda y cómo ésta se utiliza, de manera universal, para narrar todo un estilo de vida.

Farzam es un modelo iraní.

No te pierdas: Proximidad Distante: retratos de una realidad en cuarentena

Con 100 rostros, 100 países, el fotógrafo Mustafa Çankaya hace una oda a la multiculturalidad

Quizá no fue su primera intención, ya que solo ve la belleza que hay en la gente y la registra. Pero el proyecto 100 rostros, 100 países, del fotógrafo Mustafa Çankaya, es una hermosa celebración de la multiculturalidad. Se nota la belleza de los distintos tonos de piel que existen, del pelo rizadísimo o muy lacio o con peinados comunes en un lugar que resultan extravagantes en otro. La elección de las figuras en los tatuajes.

La mirada de Mustafa nos permite ver un abanico de diversidad que resulta fascinante y que provoca una sensación de orgullo por la humanidad. La manera en la que las personas que forman parte del proyecto han posado, los clásicos elementos que compartimos todos cuando viajamos —la emoción, el agotamiento, las maletas a un lado— y el hecho de que todos están en el mismo escenario, exalta nuestras similitudes.

Aziza es de Arabia Saudita.

El proyecto ya va por su tercera exposición. A partir del 24 de septiembre, los viajeros que pasen por el aeropuerto de Esmirna-Adnan Menderes, en Turquía, podrán verlo mientras buscan la sala donde abordarán a su próximo destino.

También lee: 10 fotógrafos de naturaleza que debes seguir en Instagram