Ecoansiedad: miedo crónico a vivir un colapso medioambiental

Ecoansiedad: miedo crónico a vivir un colapso medioambiental

Enfrentamos una época medioambiental grave, no vamos a mentir, pero tampoco tenemos que caer en el alarmismo. Nadie tiene que vivir con ecoansiedad, ¿sabes qué es?

Se habla mucho sobre el cambio climático. En muchos de los noticieros explican que estamos por vivir una catástrofe si nadie hace nada para detener el calentamiento global. Pero ¿qué crees? Este tipo de noticias negativas puede provocar en la gente (sobre todo en los jóvenes) ansiedad ecológica, mejor conocida como ecoansiedad.

Así es, esta manera de comunicar negativamente lo que sucedería con el planeta ha dado lugar a la ecoansiedad, la cual es descrita por la Asociación de Psicología Americana (APA), como “el temor crónico a sufrir un cataclismo ambiental”.

Y es que el cambio climático es, quizás, la principal amenaza global a la salud pública durante el siglo XXI; y sí la pandemia la ha incrementado.

Por ello, la APA y la organización EcoAmérica realizaron una reciente investigación, la cual evidencia la necesidad de antender la ecoansiedad provocada en distintas esferas de la sociedad.

La gente que sufre de este trastorno refleja angustia ante los cambios medioambientales, miedo ante sus consecuencias más dramáticas. O desesperanza ante los perjuicios que ocasionará a las generaciones venideras.

Los jóvenes: los más afectados por el cambio climático

La investigación reveló, asimismo, que la crisis climática también está ligada a la ecodepresión y a la ecoira (pensamos sinceramente que ya están un poquito exagerados). Dichos padecimientos mostraban en jóvenes universitarios altos niveles de frustración y enfado provocados por la situación climática actual.

En resumen, los expertos confirman que el cambio climático puede socavar la salud mental de las personas, a través de las emociones negativas que experimentan en respuesta a la misma.

Aunque no la padezcas, este es un motivo más para cuidar el planeta. Ya que además de estarnos acabando los recursos naturales, estamos contribuyendo a tener una sociedad más deprimida, frustrada y ansiosa.

Algunos síntomas de la ecoansiedad son:

  • Estrés
  • Alteraciones del sueño
  • Nerviosismo
  • Sensación de ahogo
  • Depresión

¿Cómo combatir la ecoansiedad?

  • Actuar para combartir la crisis climática.
  • Buscar personas con los mismos ideales.
  • Proteger y cultivar los espacios verdes.
  • Compartir logros con otras personas.
  • Reducir el uso de combustibles fósiles.

Nada nuevo en este tipo de consejos de los que te hablamos todo el tiempo. Sin embargo, no hay que entrar en pánico y sí actuar. Evitar la ecoansiedad es vital para estar en paz con nuestra salud mental.

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.

También lee: Frenar el cambio climático y destinar 100 mdd a los países en desarrollo: G20