Esto es lo que realmente provocan los combustibles fósiles en nuestra salud

Esto es lo que realmente provocan los combustibles fósiles en nuestra salud

Los altos niveles de contaminación ambiental no solo contribuyen a acelerar el cambio climático, sino que traen consecuencias de salud bastante graves.

Mucho se ha hablado del calentamiento global y de cómo contribuyen a éste los combustibles fósiles (petróleo, carbón, gas natural y gas licuado), pero… ¿sabes verdaderamente cómo impactan en nuestra salud?

Por un lado está claro: el daño que provocan al medio ambiente es casi irreversible. Por otro, lo que causa el uso de combustibles fósiles a nuestra salud tampoco es un tema que se menosprecie. Los hechos y las cifras son duras, pero reales.

La hora de tomar acción para lograr un cambio positivo es urgente. Vamos tarde, vaya.

Aumentan las enfermedades respiratorias

  • En México, cada año mueren al menos mil 680 niñas y niños menores de 5 años de edad, por enfermedades relacionadas con la mala calidad del aire.
  • Los problemas de salud asociados con la contaminación atmosférica incrementan el ausentismo en el trabajo.

  • Inflamación crónica de los pulmones, deterioro de los reflejos pulmonares, bronquitis crónica, asma y cáncer de pulmón, son algunas de las enfermedades producidas por la inhalación de metales.
  • Otro efecto es la reducción del flujo sanguíneo al cerebro, lo que genera una presión sanguínea alta, arritmias cardiacas e infartos.

Gastos de salud incosteables

  • Los gastos médicos en las ciudades más contaminadas (Guadalajara, Monterrey y CDMX) aumentan exponencialmente, sumando alrededor de 577 mil 698 millones de pesos al año.
  • Los menores de edad son los más susceptibles a los efectos nocivos de exponerse al plomo, mercurio, cadmio y arsénico. Además, los servicios de salud en este sector de la población son más reducidos y más caros.
  • La Semarnat informó que la población mayormente afectada por la exposición a las partículas del carbono negro (contaminantes climáticos) son las mujeres a nivel global.
  • En 2014, aproximadamente el 18.6% de la población mexicana utilizaba todavía carbón o leña para cocinar. Lo cual provocaba accidentes, incendios y enfermedades respiratorias a largo plazo.
  • La Alianza para la Salud y el Medio Ambiente responsabiliza al carbón por la muerte de 18 mil 200 personas en países de la Unión Europea. Por ello es que las medidas que han tomado en ese rincón del mundo no se andan por las ramas.

Frente a estas cifras es vital que cada uno de nosotros ayudemos a disminuir la huella medioambiental y el uso de combustibles fósiles, porque como ya lo leíste son altamente dañinos para nuestra salud.

¿Pero cómo podemos ayudar?

Combate el daño que causan los combustibles fósiles, usando bicicleta, transporte público o comparte el auto cuando lo utilices.

Asimismo, elige productos que no estén envasados en plástico y recicla o reutiliza los envases. Cuando compres frutas y verduras, procura que sean orgánicas, pues los fertilizantes y pesticidas suelen ser derivados del petróleo.

Mismo caso con tus productos de higiene o belleza; opta por los elaborados con ingredientes naturales y de producción local. De esta forma contribuyes a reducir el consumo de combustibles fósiles empleados para su transporte.

Estos son tan solo algunos tips que contribuirán en menor o mayor proporción a la batalla contra el cambio climático. ¿Te unes?

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.

También lee: Estudio: Conservar el medio ambiente reduce la violencia en la sociedad