Estas son las frutas y verduras orgánicas que ¡sí deberías comprar!

Estas son las frutas y verduras orgánicas  que ¡sí deberías comprar!

Existen frutas y verduras orgánicas pero, de acuerdo a sus características, hay unas que son conveniente consumirlas constantemente.

Mucho hemos escuchado sobre las frutas y verduras orgánicas, que si son mejores, que si no, hay diferencia o no. La realidad es que tienen características mucho más saludables por una simple razón: en ninguna etapa de su producción intervienen químicos como pesticidas, fertilizantes y hormonas vegetales de crecimiento.

Por supuesto, el suelo donde son cultivadas tampoco es intervenido por ningún químico.

Esta manera de producir alimentos no sólo beneficia tu salud, también es de gran ayuda a nivel sostenibilidad, pues reduce el impacto negativo sobre el medio ambiente al asegurarse de que la tierra sea útil por mucho más tiempo.

Peeeeero, tampoco podemos dejar de mencionar algo que es real: los productos orgánicos son mucho más caros. La razón es simple, sus producciones regularmente son pequeñas, ya que no se acelera el crecimiento; por lo tanto, no es lo mismo vender grandes producciones o unas mucho más limitadas.

Es por esa razón, que queremos hablarte sobre aquellas frutas y verduras que sí deberías consumir orgánicamente, digamos que si vas a invertir en esto, hazlo en las correctas.

Anualmente, desde el 204 Enviromental Working Group, actualiza y clasifica su guía donde después de analizar 46 frutas y verduras populares, determina cuáles de ellas presentan aún después de haberse lavado a fondo y pelado, algún residuo de pesticida.

De esas 46, en 2020 se seleccionaros 12 que presentaron una mayor cantidad en comparación al resto, por lo tanto, aquellas que se recomiendan elegir de una producción orgánica son:

Fresas

Kale

Uvas

Durazno

Tomate

Apio

Espinacas

Nectarinas

Manzanas

Cerezas

Peras

Papas

¿Por qué esas frutas y verduras?

Al parecer, sus características físicas similares determinan su vulnerabilidad; por ejemplo; la mayoría de ellas tienen cáscara delgada, misma que en ninguno de los casos se recomienda quitar o pelar. Para las hortalizas, pareciera ser que la porosidad es lo que beneficia o perjudica su carga de químicos.

En el caso de frutas como plátano, sandia, tuna, melón, etc., los resultados pueden ser distintos, pues su cáscara funciona como escudo para la fruta o verdura.

Así que, ya sabes, la próxima ves que vayas al mercado selecciona convenientemente cada uno de tus alimentos.

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.

También te recomendamos: Esta es la hora en la que debes cenar si quieres adelgazar