Opinión: ¿Será cierto que dormir adelgaza? 💤

Opinión: ¿Será cierto que dormir adelgaza? 💤

Las horas que dormimos tienen una relación muy importante con el sobrepeso, la obesidad y la diabetes. Nuestra experta Renata Herrera nos explica.

Varios estudios clínicos han demostrado que si restringimos el sueño podemos desarrollar resistencia a la insulina.

En un estudio específico, con participantes sanos a los que les permitieron dormir solo 5 horas por 4 días, confirmaron que en esos 4 días todos los participantes subieron sus niveles de glucosa e insulina en sangre, a niveles con los que un médico les hubiera mandado tratamiento para la resistencia a la insulina.

En ese estudio también midieron la leptina y la grelina que son las hormonas del hambre y la saciedad, respectivamente.

La grelina sube cuando tenemos hambre. Digamos que es la hormona que nos dice ”hora de comer”.

Cuando comemos, baja la grelina y sube la leptina. La leptina, por su parte, es la hormona que nos dice “para de comer”.

Subir de peso se asocia con dormir mal

Con 4 noches de mal sueño, los niveles de grelina habían subido y los de leptina no bajaban ni cuando las personas acababan de comer.

Es decir, los participantes tenían hambre todo el día y no se quitaba aunque hubieran comido.

Los investigadores vieron que cuando dormimos mal el cuerpo fabrica canabinoides, que son químicos muy parecidos a los del canabis; estos químicos estimulan el hambre.

Eso nos lleva a tener antojos de snacks no saludables; vaya: aparecen los “munchies” como se conocen entre los usuarios de mariguana.

Si a los canabinoides le agregas las alteraciones en la grelina y la leptina, lo que logras es una mezcla en sangre que te lleva en una dirección. La de comer de más con antojos de munchies (galletas, papitas y otras frituras).

Dormir mal es la receta perfecta para subir de peso, no solo te hace comer más, sino que marca la diferencia entre lo que comes y lo que no comes.

Tips para dormir mejor:

  1. Encuentra una rutina en donde duermas 8 horas todas las noches, más o menos de 10 pm a 6 am.
  2. No hagas ejercicio cardiovascular hasta por 3 horas antes de irte a dormir, para no interferir con el ritmo de tu cuerpo.
  3. Evita por completo la nicotina y la cafeína 5 horas antes de irte a la cama. Son estimulantes que interfieren con el sueño.
  4. Bájale al alcohol. Nos quita sueño REM, que es el que necesitamos para restaurar el daño del día.
  5. Cena ligero. El metabolismo está en su peor momento en la noche, cenar pesado o después de las 8 pm es la receta ideal para acumular más grasa.
  6. Evita las pantallas de los electrónicos 2 horas antes de irte a dormir. Interfieren con la producción de melatonina, que es la hormona que nos invita a dormir.
  7. Sal al sol en la mañana, para que tu reloj biológico se vaya ajustando a su ritmo natural.
  8. Date un baño de agua caliente, te relaja y te ayuda a bajar la temperatura del cuerpo.
  9. Si tomas medicamentos en la noche, habla con tu médico ya que algunos interfieren con el sueño.
  10. Si no puedes dormir, salte de la cama y haz algo relajante como leer y regresa a la cama cuando tengas sueño.

Ahora sí, dulces sueños…

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.

Te puede interesar leer: Tu ritmo circadiano y tu salud.