Cucharas comestibles: una deliciosa alternativa a los plásticos de un solo uso

Cucharas comestibles: una deliciosa alternativa a los plásticos de un solo uso

Tiempo de lectura: 3 mins.

¿Cucharas que se comen? ¡Nada más sostenible que esto!

La Ciudad de México lleva dos semanas sin plásticos desechables en comercios y restaurantes. Una medida que muchos celebraron, y que algunas empresas han aprovechado para posicionar sus productos. Ese es precisamente el caso de Kiri Planet, firma que comercializa cucharas comestibles. Como lo lees, después de utilizarla, podrás comerla y así, seguir cuidando el planeta.

Estas cucharas comestibles son 100% artesanales, veganas y sin gluten, por lo que se adaptan a casi todos los menús. De hecho, todo aquel que la ha probado ha señalado que está deliciosa. Y, por supuesto, su fórmula permite que puedan ser usadas para disfrutar de un café, un té o un helado, por ejemplo, ya que son resistentes al calor y al frío.

«Se trata de una mezcla de diferentes cereales libres de gluten como arroz, maíz y un poco de azúcar mascabado«, señala en las redes de la marca Arturo Kiri, su creador. Aunque también se puede pedir con colores personalizados o con superfoods añadidas.

Debes saber también que estas cucharas fueron ideadas para postres o bebidas por lo que si quieres emplearla con una sopa, deberás ser paciente porque es chiquita. Aunque posee toda la resistencia para que puedas tomar una sopa tranquilamente.

Además de cucharas, Kiri Planet cuenta también con removedores, cuchillos y tenedores. Todos ellos, por supuesto, comestibles.

¿Dónde puedo conseguir estos cubiertos de Kiri Planet?

Si bien te puedes hacer con cualquiera de sus kits que incluyen, además, deliciosas bebidas mexicanas a través de su página de Instagram o de Facebook, varios lugares ya cuentan con sus productos. Tal es el caso de LO.CAL Laboratorio Creativo en Toluca, Green Avena en la Ciudad de México o la aerolínea Aeromar dentro de su menú saludable y ecológico.

Al mismo tiempo, esta compañía ha cuidado hasta el más mínimo detalle a la hora de ser responsable con el medio ambiente. Es decir, no solo sus productos son comestibles sino que todos sus kits se presentan en cajitas hechas a base de fibras de bambú sustentables, amigables y totalmente eológicas. Como era de esperarse, sus envolturas también son libres de plástico y están hechas de productos reciclados.

Por último, el envío también es consciente. Si se realiza en Ciudad de México se utiliza DFmess ecomensajería, que se caracteriza por ser un servicio de mensajería que se desplaza en bici. De esta forma, se completa el círculo virtuoso del zero waste.

Te puede interesar: 7 hábitos para dejar de consumir plásticos