Corea del Sur busca tener el parque de energía eólica marina más grande del mundo

Corea del Sur busca tener el parque de energía eólica marina más grande del mundo

Tiempo de lectura: 3 mins.

Si logra construir esta gigantesca estructura, Corea del Sur formaría parte de una de las cinco potencias mundiales de energía eólica marina.

Corea del Sur está apostando por las energías renovables e, incluso, se podría convertir en una potencia en este rubro con la construcción del parque eólico marino más grande del mundo.

De acuerdo con la agencia de noticias Yonhap, el presidente surcoreano Moon Jae-in destinó 43 mil millones de dólares para crear este proyecto. El cual, se espera, será construido en Sinan, Jeolla del Sur, ubicado a 400 kilómetros de Seúl.

Este parque eólico marino podría alcanzar una capacidad máxima de 8.2 gigavatios en 2029, lo que equivaldría a la energía creada por seis reactores nucleares. ¿Lo puedes imaginar?

Uno de los grandes beneficios del parque eólico es que al obtener energía de esta forma, ayudaría a reducir 10 millones de toneladas de emisiones de dióxido de carbono en un año.

Según la agencia, esta reducción sería algo muy parecido a plantar cerca de 71 millones de pinos.

El desarrollo del parque eólico marino más grande del mundo podría darse de la mano de varias empresas coreanas. Entre ellas: SK E&S Co., la Corporación de Energía Eléctrica de Corea del Sur y Doosan Heavy Industries & Construction Co.

Aún no hay una fecha en que inicie la construcción de este proyecto. Sin embargo, se estima que esté listo dentro de los próximos 9 años para que Corea del Sur se convierta en una potencia de energía eólica marina en 2030.

También te puede interesar: Estos ratones paralíticos ya pueden andar gracias a la ciencia

¿Qué es un parque eólico marino?

Un parque eólico marino es un método por el que se puede obtener energía limpia y renovable.

Las turbinas eólicas son colocadas en el océano, alejadas de las costas, donde el viento suele soplar aún más fuerte por la falta de barreras en su paso, como construcciones, montañas o rocas.

Uno de los países que genera energía con este método es Alemania, que posee dos parques eólicos marinos: Baltic Eagle y Wikinger, ubicados junto a la isla de Rügen, en la costa alemana del mar Báltico.

Sabemos que la iniciativa es un reto gigantesco, pero de lograrse, millones de personas saldrían beneficiadas y tendríamos un ecosistema mucho más protegido.

También lee: Tesla quiere estar en todos los hogares con este inversor solar.