Con hilos y plásticos desechados, artista teje contra el cambio climático

Con hilos y plásticos desechados, artista teje contra el cambio climático
“Western Tattooed Man Moth". (Foto: John Clark)

Jo Hamilton busca crear conciencia sobre el cambio climático a partir de un arte muy tradicional: el tejido crochet. Conoce más sobre su trabajo.

El arte representa el momento de la historia que vivimos. Es siempre un documento que con los años se convierte en prueba de aquello que ocurrió en una nación, en una casa, en una persona. Y ahora, el tema principal de muchos creadores de arte es el cambio climático.

No solo películas mainstream como Don’t Look Up abordan el tema, también artistas plásticos emergentes lo hacen. Es el caso de la artista escocesa Jo Hamliton, que actualmente radica en Portland, Oregon, Estados Unidos.

Su intención es revivir el arte del crochet (ese que nuestras madres y abuelas tejen de manera tan hermosa); solo que con un giro: lo hace a partir de hilos y plásticos desechados.

Así, además de reciclar, crea conciencia de la importancia de terminar con tantos residuos. Pero esa no es la única forma en la que busca hacer conciencia del cambio climático. Los temas que utiliza son también un retrato de los problemas que estamos viviendo hoy día por el calentamiento global.

Pinturas de «crochet»: un arte en contra del cambio climático

Jo Hamilton hace retratos increíbles y también paisajes urbanos. Su arte más reciente es una crítica total a la huella humana sobre la naturaleza, una de las causas más evidentes del cambio climático.

«Transory Trespass trata sobre mis sentimientos sobre cómo la raza humana interactúa con el mundo natural; idealizándolo y destruyéndolo simultáneamente con demasiadas cosas creadas por el hombre», expresó Hamilton al sitio My Modern Met. «En mi preocupación (y una ligera obsesión) por la crisis climática de la contaminación plástica, también comencé a reciclar la mayor cantidad posible de desechos plásticos de mi propio hogar».

Para crear este arte sobre el cambio climático, Jo utiliza un hilo fabricado con plástico desechado, proveniente de objetos como bolsas de supermercado —que por cierto, en México ya están prohibidas—.

Ella misma fabrica los hilos, que también provienen de otros materiales como empaques de papel de baño o bolsas de comida congelada.

Más arte, menos crisis climática

Para luchar contra el cambio climático, el compromiso de Jo es crear arte sin hilo nuevo. Esto para no generar mayor contaminación debido al proceso de fabricación del mismo.

“Espero que los sujetos y los materiales nos ayuden a reconsiderar nuestra relación tanto con el mundo artificial como con el natural. Y que seamos capaces de retroceder desde el punto de inflexión que se acerca rápidamente en el que las cosas desechables fabricadas por el hombre de la obsolescencia planificada extinguirán al mundo natural, y nosotros para siempre”, señaló Hamilton.

Cada obra de arte que hace le puede tomar hasta dos años. Esto debido al gran esfuerzo de fabricar el hilo y, posteriormente, tejer, y todo por levantar la voz contra le cambio climático.

Puedes seguir su increíble arte en contra del cambio climático de cerca en su página web.

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.

También lee: ¿Por qué invertir en arte está tan de moda?