Inteligencia artificial identifica la depresión a través de Instagram

Inteligencia artificial identifica la depresión a través de Instagram

Tiempo de lectura: 3 mins.

La inteligencia artificial no solo sirve para recabar nuestros datos personales, también ha sido diseñada para identificar (y evitar) problemas emocionales en los usuarios de Instagram.

Ya es una realidad. El mejor paisaje, la pose más original o una enorme sonrisa en tus fotos de Instagram, no podrán ocultar si padeces depresión gracias a la inteligencia artificial.

Investigadores de las Universidades de Harvard y Vermont crearon una herramienta digital que analiza más de 44 mil imágenes en cuestión de segundos. Con base en ciertos algoritmos, uso de filtros y horarios de posteos, el análisis arrojó que las personas depresivas emplean en su mayoría filtros en blanco y negro como Inkwell o grises como Willow.

Además, son más propensas a publicar fotos solas o con la menor cantidad de gente a su alrededor; y en horarios poco convencionales, como en la madrugada o muy temprano.

Lo mejor de todo es que la herramienta ha sido capaz de identificar correctamente a los individuos con posible depresión el 70 por ciento de los casos. Esto demuestra su gran efectividad en comparación con otros métodos que también utilizan inteligencia artificial en las redes sociales.

Dicho estudio se realizó con la finalidad de identificar la depresión en la población mundial. De esta manera nuestros propios smartphones podrán alertarnos de éste y otros trastornos emocionales como la ansiedad.

Instagram: un gran aliado para la detección temprana de ansiedad o depresión

Por otro lado, una nueva investigación realizada por un grupo de científicos del Darthmouth College, de Estados Unidos, reveló que gracias a la recopilación y observación de datos en Instagram es posible conocer la actividad social, los patrones de sueño o el tiempo que una persona pasa frente a la pantalla de su dispositivo móvil.

La metodología utilizada para la investigación consistió en que los celulares tuvieran la capacidad de recuperar datos para predecir la relación funcional entre la corteza prefrontal ventromedial. Lo cual se relaciona con la toma de decisiones emocionales de los humanos y la amígdala. Dos puntos clave en la estructura del cerebro.

En algunos casos se mostró 80 por ciento de compatibilidad con los resultados de resonancia magnética. Así que ya se considera como una fuente fiable de información sobre el estado emocional de las personas a través de sus posteos de Instagram.

Por esto y más, afortunadamente, el uso de la inteligencia artificial puede ayudar en el diagnóstico y detección oportuna de enfermedades como la depresión. Cuya finalidad deriva en reducir el gasto en salud, fortalecer el trabajo colaborativo, mejorar la práctica profesional y los avances médicos de manera significativa.

También lee: 7 canciones que pueden curar la depresión, según estudio