Opinión: La mujer detrás de Cuenca Los Ojos, un proyecto para conservar el medio ambiente en la frontera de México y Estados Unidos

Opinión: La mujer detrás de Cuenca Los Ojos, un proyecto para conservar el medio ambiente en la frontera de México y Estados Unidos

El doctor Francisco Suárez Hernández cuenta sobre Cuenca Los Ojos, un increíble proyecto para restaurar la zona fronteriza de México y Estados Unidos.

Muchas veces nos cuestionamos si nuestras acciones hacen, o no, la diferencia para mejorar nuestros entornos, y la respuesta es SÍ. Todas las acciones que puedas ejecutar tienen el potencial de llegar a ser la base para cambiar comunidades enteras; tal es el ejemplo de Valer Clark, a quien he tenido la fortuna de conocer, y escuchar el impacto de su historia para la conservación del medio ambiente en la zona fronteriza entre México y Estados Unidos en el desierto de Sonora.

Hace más de 40 años Valer, y su esposo Josiah compraron de manera inesperada durante un viaje de vacaciones su primer rancho “El Coronado”; con 1,920 hectáreas en las montañas Chiricahua al sureste de Arizona. Lo cual cambió su destino por completo; vendieron su casa en Nueva York, y se mudaron temporalmente a una casa móvil dentro del rancho. Fue ese lugar el punto de partida para resolver una de las principales problemáticas de la región, el abasto de agua y conservación. Todo el rancho y las tierras de las zonas aledañas presentaban un alto nivel de degradación, solo se veía mezquite y rocas, los arroyos secos, llenos de basura.

Fue entonces cuando Valer, consciente de la problemática que atañía su zona, apiló algunas rocas en un pequeño barranco que se había formado junto a su entrada; después de un tiempo se hizo un monzón particularmente fuerte. Valer se alegró de que su ingenioso dique hubiera impedido que la tierra se extendiera. En los días siguientes, el suelo estabilizado detrás del dique permaneció húmedo y fresco. Después de este gran hallazgo, durante cinco años, su equipo recorrió el terreno recogiendo rocas, y apilándolas en las zonas erosionadas. Los resultados fueron transformadores, en pocos años, las laderas empezaron a reverdecer al brotar semillas en el suelo estabilizado.

https://www.facebook.com/photo/?fbid=1396587330710440&set=gm.2650427631916855

Este fue el nacimiento no planeado de Cuenca los Ojos.

Inspirada en la capacidad de recuperación de la región, Valer empezó un proceso de compra para transformar más tierras vecinas. Todo entusiasmada por la transformación que podría dar a la zona y ayudar a crear un corredor de vida silvestre uniendo un grupo de propiedades estratégicamente situadas que van desde praderas hasta bosques de montaña, pasando por el desierto. En el lapso de cuatro décadas adquirió más de 120,000 hectáreas, y ha construido una serie de gaviones, trincheras y bermas de tierra; combinados con la aireación, y la resiembra para restaurar gran parte de esta zona.

Desde entonces Valer ha estado restaurando cuencas hidrológicas a partir de pequeñas presas de roca conocidas como trincheras; ha llevado al límite, y probado grandes resultados en las cuencas. Asimismo, ha sido fundamental en el proceso la formación de una red de organizaciones entre los Estados Unidos y México. Ella misma ha sido promotora de alianzas con instituciones líderes en conservación como el Fondo Mexicano de la Conservación de la Naturaleza. Incluso fundó y financió Cuenca de los Ojos AC México “CLO” y Cuenca los Ojos en Estados Unidos; la misión de las dos organizaciones hermanas es: “preservar y restaurar la biodiversidad de las tierras fronterizas entre Estados Unidos y México mediante la protección de la tierra, la restauración del hábitat y la reintroducción de la vida silvestre”**.

La lucha de Valer por Cuenca los Ojos sigue en pie

Hace unas semanas hablé con Valer, ya recuperada de cirugía de cadera con toda la movilidad, y energía para emprender lo que sigue, la vi con su sonrisa, y movilidad que la caracterizan a través de una videoconferencia. Sin duda, un gran ejemplo como agente de cambio de la región y países, logrando cambios radicales ante cualquier adversidad devolviéndole vida al planeta.  

Con sus aliados sigue con la misión de dar los últimos pasos para asegurar la protección permanente de la zona, forjándose como una gran líder de esta reserva única y ejemplo a seguir en el planeta en cómo darle la vuelta y sacarle siempre lo verde a todo en las condiciones más adversas.

¡Gracias, Valer y CLO, por compartir esta increíble historia e información para los lectores de Acciones Sostenibles! Realmente admiro muchísimo tu trabajo de vida, y eres una inspiración para trabajar más a favor del planeta y nuestro querido México.

Sobre el autor:

El Dr. Francisco Suárez Hernández es director General de AdeS para América Latina y Ex Presidente del Consejo del World Environment Center. Francisco es un apasionado de la sostenibilidad y fue el primer Latino en ser Presidente del Centro Mundial del Medio Ambiente 2015-2018 (WEC). En 2020, la junta directiva de WEC votó por unanimidad para elegirlo Director Emérito, en reconocimiento a sus muchos años de servicio dedicado. En el año 2020 fue reconocido como uno de los 100 Latinos más influyentes ante la crisis climática por la Organización Sachamama.

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.