Conoce el tenedor hecho con fécula de papas, que se degrada además en dos meses

Conoce el tenedor hecho con fécula de papas, que se degrada además en dos meses

Tiempo de lectura: 3 mins.

Los cubiertos desechables son, sin lugar a dudas, de los utensilios más contaminantes en el mundo. Que levante la mano aquella persona que no ha visto un tenedor, una cuchara o un cuchillo de plástico en playas, ríos o bosques.

Consciente de esta problemática, el joven sueco Pontus Törnqvist creó un tenedor hecho con fécula de papas. Sí, estás leyendo bien, con fécula de papas.

El invento lo pudimos conocer a través del Premio James Dyson edición 2018. Un reconocido concurso de carácter anual que busca destacar los mejores trabajos de los recién egresados de todo el mundo. Asimismo, solo deben atender a una premisa: Diseñar algo que resuelva un problema.

Törnqvist fue uno de los ganadores de entre los más de 1,700 jóvenes participantes de 27 países diferentes. Su proyecto: la creación de un tenedor hecho con fécula de papas y otros utensilios desechables fue, entonces, todo un éxito.

«El material está hecho exclusivamente de almidón de papa y agua, y se descompone en la naturaleza en máximo 2 meses», destacó el joven vía redes sociales. Al mismo tiempo que añade que gran parte del plástico que circula en nuestro entorno proviene de la industria de la comida rápida. De ahí su interés por encontrar una solución real.

Para que te hagas una idea, querida lectora o lector, los cubiertos desechables suelen ser usados durante un tiempo estimado de 20 minutos, pero permanecen en la Tierra alrededor de 450 años. Desafortunadamente, la mayoría de ellos terminan en el mar.

Residuos de papa pueden ser una alternativa al plástico

El reconocimiento que Pontus Törnqvist ganó le ha permitido perfeccionar su proyecto. No solo por el cuantioso premio (alrededor de 840,000 pesos) sino por el interés mediático suscitado.

En la actualidad su idea primigenia de un tenedor hecho con fécula de papas ha evolucionado en Potato Plastic, una firma que busca seguir resolviendo problemas de contaminación, a través del diseño.

Para ello todos sus productos están basados en el uso exclusivo de ingredientes naturales, con base de residuos de papa. Además, la firma señala que lo mejor es compostar sus creaciones después de su uso, pero de no hacerlo, la Tierra no se verá afectada en nada ya que todos los productos se degradan en dos meses.

Cuchara hecha con fécula de papas

Desde Wokii felicitamos a personas como Pontus Törnqvist, quienes no ceden en su empeño por dejar un mundo mejor del que se encontraron.

Te puede interesar también: Estos “cubrebocas de la paz” ayudan a personas en países en conflicto