5 beneficios que obtiene el planeta al plantar un árbol

5 beneficios que obtiene el planeta al plantar un árbol

Con motivo del Día Mundial del Árbol queremos que te des cuenta (¡urgente!) de la importancia de los árboles, no solo para el planeta sino para la salud de toda la humanidad.

Ustedes aún no lo creen, pero es verdad que al plantar un árbol estamos contribuyendo a frenar el cambio climático y le ponemos más vida a la vida; porque justamente un árbol es esto: vida.

Desde el punto de vista de la seguridad nacional, un árbol es un elemento o unidad de valor sobre el que se asientan fundamentos indispensables del sistema que permite velar por la seguridad de una sociedad. Por esta razón, la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el 28 de junio como el Día Mundial del Árbol, a manera de homenaje al protagonista individual de los procesos asociados a la vida

No solo proporciona oxígeno a su alrededor y ofrece un lugar donde vivir a insectos y animales. Los humanos también se benefician de un árbol cuando saben aprovechar (en el buen sentido) sus hojas -en algunos casos para fines medicinales- y sus ramas o frutos.

Plantar un árbol tiene muchísimos beneficios para nuestra salud y la del planeta entero, así que pon atención a lo siguiente porque tal vez podrías replantearte la idea de qué hacer en tus tiempos libres.

1. Aislantes del ruido

Los árboles en grupo, en grandes masas como bosques o selvas, funcionan como amortiguadores de los ruidos. Además retienen las partículas de polvo que hay en el aire.

2. Protegen el suelo

Después de plantar un árbol, la función principal de éste se enfoca primero en formar un suelo fértil, para evitar la erosión y el desgaste. Asimismo, regula la temperatura de la superficie.

3. Cuidan el agua

Así es. Un árbol interviene en el ciclo del agua, ya que devuelve agua a la atmósfera por medio de la evaporación. Los árboles retienen además agua de lluvia, permitiendo que se filtre a los diferentes mantos acuíferos, evitando sequías e inundaciones. De hecho por cada árbol que se planta se garantiza agua para al menos 3 personas.

4. Crean más oxígeno

Esto lo aprendimos desde la primaria. Los árboles liberan vapor de agua que refresca el aire y lo humedece. También fijan el CO2 atmosférico para posteriormente convertirlo en oxígeno.

5. Sus raíces solidifican los territorios

En lugares elevados como las montañas, los árboles sujetan el territorio con sus raíces, evitan desprendimientos y deslizamientos de tierra. Dan sombra y cobijo a cientos de insectos que ayudan a la polinización y equilibra la evolución de la cadena alimenticia de muchos animales.

En definitiva rendirle homenaje a un árbol en su día no es suficiente, ¡hay que actuar! Y si está en tus manos es momento de que te unas a alguna iniciativa dedicada a plantar árboles en tu localidad.

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.

También lee: ¡Aparece polilla gigante en Australia!