easyJet tiene grandes planes para compensar sus emisiones de carbono

easyJet tiene grandes planes para compensar sus emisiones de carbono

En la madrugada del 19 de noviembre, la aerolínea británica de bajo costo anunció que su vuelo de Berlín a Viena hizo historia ¿La razón? Se trató del primer vuelo en el plan de easyJet para compensar sus emisiones de carbono.

En un comunicado oficial publicado después del histórico vuelo, easyJet describió su estrategia para compensar las emisiones de carbono del combustible que utiliza en todos sus vuelos, cuyas rutas se extienden prácticamente por todo el continente europeo, algunos países de África y Medio Oriente. Con esto, la aerolínea de bajo costo con sede en Luton, Inglaterra, se convierte en la opción más sostenible para volar.


¿Cómo lo hará?


Una de las acciones principales de easyJet será invertir en proyectos dedicados a plantar árboles y a proteger el planeta frente a la deforestación. Según el comunicado, la aerolínea tiene muy claro que esto se trata de una medida provisional, pues la solución verdadera está en transitar a otras fuentes de energía y desarrollar nuevas tecnologías, sobre todo la eléctrica y eólica. No obstante, la empresa cree que esto es un buen comienzo. 

El siguiente paso para easyJet, además de promover el desarrollo tecnológico en la industria, será el de realizar maniobras con un solo motor o aligerar de manera considerable el peso del avión. Ambas medidas han probado reducir sustancialmente el uso de combustibles. Como usuario no tendrás nada de qué preocuparte, pues la aerolínea ha dejado en claro que los precios de sus boletos, la seguridad o el rendimiento de sus aeronaves no se verán afectadas de ninguna forma por estas medidas

easyJet también dijo que todos los proyectos de compensación de emisiones en los que se involucren estarán avalados por Gold Standard o Verified Carbon Standard (VCS), dos empresas con reconocimiento internacional en esta materia. 


Preocupada desde el año 2000


Desde ese año, easyJet ha disminuido sus emisiones de carbono en un 33.6% mediante el uso de aviones con eficiencia de combustible. También a través de maniobras con un sólo motor cuando es posible, con mobiliario más ligero dentro de las aeronaves, además de dispositivos electrónicos para sustituir cualquier documento impreso. 

Actualmente, la aerolínea ofrece apoyo a Wright Electric para el desarrollo de un avión completamente eléctrico. Además, trabaja de manera conjunta con Airbus, Rolls Royce y Safran para introducir nuevas tecnologías que reduzcan la huella de carbono de los vuelos. 

Eficiencia a bordo

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: United Airlines realiza el vuelo comercial más ecológico