Premian a lo más destacado de la colecciones de moda eco-friendly

Premian a lo más destacado de la colecciones de moda eco-friendly

Tanto diseñadores de moda como organizaciones preocupadas por proteger al planeta, suman esfuerzos cada año para continuar creando colecciones no solo sorprendentes, sino que aporten algo positivo a nuestro ecosistema.

El Premio Internacional Woolmark (IWP) ha sido el más importante para los diseñadores de moda emergentes desde 1954, cuando el legendario Karl Lagerfeld se convirtió en su primer ganador.

Seis décadas después, el IWP ha evolucionado de tal manera que se ha convertido en un referente obligado entre los diseñadores. Y por eso premian a las mejores ideas de la moda eco-friendly.

Para muestra, las creaciones del más reciente ganador de la edición 2020: el irlandés Richard Malone, quien hoy en día es una de las voces líderes de la industria en materia de sustentabilidad.

Premian a lo mejor de la moda eco-friendly

En colaboración con los tejedores de Tamil Nadu, en la India, Malone combinó tintes 100% orgánicos, de origen vegetal con lana merino y otras fibras responsables con el medio ambiente. ¿El resultado? Una colección que promueve un sistema de moda circular. En la que intenta eliminar todos los productos químicos utilizados en el proceso tradicional de teñido para minimizar su impacto en el planeta.

“Para mí este premio inesperado significa mucho porque quiere decir que podemos seguir trabajando con esta cadena de suministro. Y compartir nuestro aprendizaje de moda eco-friendly con otras marcas y diseñadores”, explica el joven artista.

Moda creativa, responsable y amigable con el medio ambiente

Para el 2021, los seis finalistas fueron seleccionados de un grupo de 380 solicitantes en 55 países por un consejo asesor que incluyó a Naomi Campbell, Sarah Mower, consejera de la revista Vogue; Sinéad Burke, Livia Firth y Carlos Nazario, quienes desde hace algunos años premian y celebran a lo más destacado de la moda eco-friendly.

Se tratan de Bethany Williams, Charaf Tajer de la firma Casablanca; Kenneth Ize, Marie-Eve LeCavalier, Thebe Magugu y Matty Bovan, diseñadores que durante los próximos meses crearán colecciones con lana merino, la cual tiene propiedades antibacterianas naturales, para presentarlas en la primavera de 2021, ya sea en un evento físico o virtual.

El tema de 2021 será «menos es más» y rendirá homenaje a la moda y artesanía lentas (slow fashion) y de fabricación responsable, pilares fundamentales de los negocios de los diseñadores emergentes.

“Cada prenda de lana merino contará su propia historia. Será también obligación de cada diseñador destacar la transparencia en toda la cadena de suministro”, comentan los organizadores de Woolmark.

El ganador recibirá 154,000 dólares para invertir en su negocio; el segundo obtendrá el Premio Karl Lagerfeld a la Innovación, además de 77,000 dólares. Y este año especialmente estrenarán una nueva categoría: el Premio a la Cadena de Suministro “que celebra la importante contribución de un socio comercial. Con la intención de aumentar la concientización sobre la innovación en la cadena de suministro de la lana», concluyen los organizadores.

Por esto y más, no cabe duda que las grandes creaciones pueden seguir siendo fashion y al mismo tiempo responsables con nuestro ecosistema.

También lee: Emma Watson ama la moda sustentable, aquí la prueba