¿Quieres salvar el planeta? Deja de comer todo esto

¿Quieres salvar el planeta? Deja de comer todo esto

Tiempo de lectura: 3 mins.

Los productos lácteos junto con la carne son los elementos de nuestra dieta que mayores daños causan al clima.

Salvar el planeta no solo es tarea de gobiernos y grandes multinacionales. Nosotros como individuos también tenemos mucho que decir al respecto a través de nuestros actos cotidianos. Seguro ya eres consciente de que no debes malgastar bienes tan preciados y finitos como el agua. De ahí que tu clásica ducha diaria haya pasado de 10 a 5 minutos con el consecuente ahorro de agua. Pero… ¿qué pasaría si te dijera que si quieres ahorrar agua de verdad y salvar el planeta lo que debes hacer es dejar de comer carne y lácteos?

Aunque no lo creas, en la producción de carnes y lácteos se utilizan unas cifras de agua muy elevadas. Según la doctora Ujué Fresán, investigadora del Instituto de Salud Pública de Navarra, España, y especialista en dietas sostenibles, se ha estimado que producir 1 kg de carne de ternera requiere la utilización de 15,400 litros de agua.

Si volvemos al ejemplo de la ducha, nos daremos cuenta que solo un kilo de carne equivale a tomar 154 duchas de cinco minutos.

Estos datos que explica la doctora Fresán abonan al estudio realizado en la universidad de Aalto, Finlandia. En él se concluye que limitar el consumo de productos animales y seguir pautas dietéticas simples disminuiría la huella hídrica agrícola.

Lo mismo sucede con los lácteos. Según señala Greenpeace, los productos lácteos junto con la carne son los elementos de nuestra dieta que mayores daños causan al clima y medioambiente en general.

¿Cómo salvar al planeta con lo que comemos?

¿Qué hacer para comer saludablemente sin dañar el planeta? Quizás pueda costarnos un poco cambiar de hábitos alimenticios, pero la respuesta está en nuestra cocina. Reducir de manera drástica nuestro consumo de carne y lácteos será la solución.

Para ello, hay pequeños pasos que puedes empezar a hacer como el famoso “Lunes sin Carne”. Se trata de un día a la semana en el que todo lo que comas no puede contener nada de carne.

Una vez que te hayas acostumbrado, lo ideal es que completes varios días a la semana sin consumir carne.

Otra opción para salvar el planeta por medio de lo que comemos es buscar la pesca sustentable. Pesca con futuro es justo una iniciativa mexicana que busca que los pescados y mariscos que se consuman se compensen con nuevos criaderos de peces y así evitemos la extinción de las especies marinas.

Te puede interesar: Kiss the Ground, el documental de Gisele Bündchen que quiere revertir el cambio climático