Litio, el futuro para una industria automotriz verde en México

Litio, el futuro para una industria automotriz verde en México

Tiempo de lectura: 2 mins.

· Las baterías de litio generan mayor energía y tienen una vida mucho más prolongada que las baterías convencionales.

Quizá escuchaste hace algunos días el informe del Secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales sobre el descubrimiento de un yacimiento de litio en Sonora. Bien, esto podría representar una verdadera mina de “oro” para nuestro país, en un momento decisivo en la nueva era de la industria automotriz.

El discurso de Víctor Manuel Toledo buscaba pintar un escenario feliz para la implementación de una industria nacional, hecha por y para los mexicanos. Es decir, autos eléctricos mexicanos que fueran creados “con tecnología mexicana y yacimientos mexicanos”. Lo que, en dado caso, puede visualizarse con mayor claridad, es que estos yacimientos sean utilizados por la industria global, que ya está claramente consolidada.

Y es que ya son varias compañías las que estarán produciendo en nuestro país autos de movilidad eléctrica. Entre ellas se encuentra Ford, que en 2020 producirá en México su primera SUV eléctrica, la Mustang Mach-E. La compañía china JAC, por su parte, producirá hasta un total de cinco modelos: el sedán EJ-4, las SUV E-Sei1, E-Sei2 y E-Sei4, y la pick-up E-Frison T8.

Litio autos eléctricos en Wokii
Flota eléctrica de Ford

No te pierdas: Mustang Mach-E, el nuevo corcel eléctrico de Ford



Aún así, en México ya se han dado los primeros pasos concretos para producir autos eléctricos. Prueba de ello es la creación del primer auto eléctrico cien por ciento mexicano, el cual lleva por nombre Zacua. El anuncio se daba apenas hace un par de años, y actualmente están en producción un par de modelos, el MX2 y el MX3. El precio de salida, no obstante, del modelo más accesible, ronda los 600 mil pesos.

Pero, ¿de qué manera las baterías de litio generan un menor impacto en el medioambiente? La respuesta es simple: generan mayor energía y tienen una vida mucho más prolongada que las baterías convencionales. Además, estimularían una menor dependencia en los combustibles fósiles, algo que, a todas luces, sería totalmente benéfico para nuestro entorno.


Zacua, el eléctrico mexicano