El diario The Guardian dejará de anunciar a la industria de combustibles fósiles
The Guardian

El diario The Guardian dejará de anunciar a la industria de combustibles fósiles

Tiempo de lectura: 2 mins.

· En un sorpresivo anuncio, el grupo de medios británico dijo que ya no aceptará publicidad de compañías de petróleo y gas, debido a la contribución de éstas con las emisiones de carbono y, en consecuencia, con el cambio climático.

 

Con lo anterior, The Guardian se convertido en la primera organización en adoptar esta prohibición, a pesar de reconocer que la decisión tendrá grandes implicaciones financieras para el grupo de medios. 

“Es cierto que rechazar algunos anuncios podría hacer que nuestras vidas sean un poco más difíciles a muy corto plazo. No obstante, creemos que construir una organización más comprometida y seguir siendo financieramente sostenible tiene que ir de la mano.”, declaró el grupo en un comunicado.

Desde hace algún tiempo, The Guardian también ha puesto en marcha varias acciones para reducir sus propias emisiones de carbono e incluso ha modificado su guía de estilo para referirse al cambio climático como “crisis climática” o “emergencia climática”

No te pierdas: El príncipe William presenta premio para combatir la crisis climática


“Nuestra decisión se basa en los esfuerzos de décadas de muchos en la industria de los combustibles fósiles para evitar una acción climática significativa por parte de los gobiernos de todo el mundo.”, expresaron en un comunicado conjunto Anna Bateson, directora ejecutiva de la compañía, y Hamish Nicklin, director general de ingresos. 

La prohibición total también responde a la gran cantidad de anuncios pagados por empresas petroleras y de gas orientados a resaltar sus proyectos de energía ecológica, a pesar de que la gran mayoría de su inversión de capital e ingresos aún provienen de combustibles fósiles. Distintos grupos ecológicos señalan que dicha publicidad engaña al público y da una falsa impresión sobre la responsabilidad de esta industria en la actual crisis climática. 

Este tipo de publicidad es considerada engañosa por algunos grupos ecológicos