Los perros gruñones son los más inteligentes, de acuerdo con este estudio

Los perros gruñones son los más inteligentes, de acuerdo con este estudio

Buenas noticias: si tu perro es gruñón o rebelde, es posible que esté en la categoría de los perros más inteligentes. Descubre por qué.

Seamos honestos: cuando pensamos en tener un perro, se nos viene a la mente uno juguetón y sonriente. Pero un nuevo estudio sugiere que los perros más gruñones y serios pueden ser los más inteligentes.

En un dicha investigación, titulada Los perros gruñones son aprendices inteligentes, los investigadores encontraron que los perros con características de personalidad «gruñona» eran más capaces de aprender de un extraño, que los perros más juguetones.

El estudio fue liderado por el Dr. Peter Pongracz, investigador en la Universidad Eotvos Lorand, en Budapest, y cuya especialidad es el estudio de las interacciones entre perros y humanos. Los resultados se publicaron en la revista Animals.

Foto: Unsplash

El Dr. Pongracz ya había notado en investigaciones anteriores que los perros dominantes y sumisos en hogares que tenían más de un perro, mostraban diferencias en los estilos de aprendizaje.

En la categoría de gruñón se pusieron características caninas como: rápido para ladrar, gruñe cuando se le molesta, no viene cuando lo llaman, protege la comida para mantenerla alejada de otros perros o personas, activos e inquietos.

En contraste, se pusieron en la categoría de perros tranquilos a todos aquellos con actitudes más dóciles y sumisas, pero también aquellos con características amigables y fáciles para interactuar con ellos.

Los científicos observaron las diferencias en perros individuales, no en razas. El interés del experimento era estudiar estilos de aprendizaje particulares de cada perro, no analizar razas.

También lee: Los perros y los cerdos son igual de inteligentes. ¿Por qué unos son mascotas y otros comida?

¿Qué perros son más inteligentes y por qué?

Para poner a prueba las sospechas del especialista, se realizaron dos estudios completos. El Dr. Pongracz y sus colegas colocaron un premio comestible detrás de una cerca de alambre en forma de V.

La hipótesis inicial era que, instintivamente, los perros intentarían ir en línea recta hacia el premio, que en realidad estaba detrás de la cerca.

Para acceder al premio, los perros tenían que rodear la cerca para situarse detrás y, ahora sí, poder comerse el premio. Pero para la inteligencia del perro promedio, esta maniobra es poco común.

Cuando un perro huele el premio, intentará tenerlo a como dé lugar, aunque para su hocico esté fuera de su alcance. Sólo un perro más inteligente pensará que debe rodear la cerca para comérselo.

¿Por qué mi perro esconde su comida?

El hallazgo de ambos estudios fue el mismo: los considerados perros gruñones tuvieron más inteligencia para resolver el problema. Pero no lo hicieron solos: generalmente, aprendían de otros que ya habían resuelto el enigma.

En cambio, los perros dóciles no imitaban a los perros gruñones, a pesar de que éstos les estaban dando la respuesta de cómo obtener el premio.

No es la primera vez que se descubre la inteligencia de los perros gruñones

En una entrevista con The New York Times, la Dr. Monique Udell, del Laboratorio de Interacción Animal-Humano en la Universidad Estatal de Oregon, confirmó los resultados del estudio.

La especialista sabe que, desde hace mucho tiempo, los entrenadores de perros se han dado cuenta que los perros demasiado gruñones e incluso agresivos sobresalen en tareas tipo el pastoreo como perros guardianes.

También lee: Datos curiosos que no sabías sobre los perros guía

Pero otra especialista, Cynthia M. Otto, directora del Penn Vet Working Dog Center, de la Facultad de Medicina Veterinaria de la Universidad de Pensilvania, opinó que la investigación del Dr. Pongracz carecía de detalles sobre la historia de vida de los perros y su entrenamiento previo.

En su opinión, hay muchas variables que intervienen en nuestras relaciones con los perros y, en consecuencia, cada perro tiene un estilo de aprendizaje diferente, que no está condicionado a su personalidad.

Definitivamente, necesitaríamos más información para tener conclusiones más certeras. Por ahora, si tienes un perro gruñón, puedes sentirte orgulloso de que, posiblemente, tiene talentos ocultos que podrían sorprenderte.

También te recomendamos: Desarrollan collar inteligente que traduce las emociones de los perros

Suscríbete aquí a nuestro newsletter semanal y recibe buenas noticias directamente en tu correo electrónico.